Cuando logramos cerrar una venta nos sentimos como si logramos una meta o batimos un récord, además sentimos que todos nuestros esfuerzos han dado sus frutos, sin embargo, no podemos sentirnos así todos los días, a menos que encontremos una forma de cerrar nuestras ventas en menos tiempo.

La buena noticia es que en SmartProspect lo hemos logrado y no precisamente forzando a los clientes para cerrar un trato que no les conviene, sólo para que podamos vender más, contrario a eso, aplicamos algunas estrategias para poder cerrar nuestras ventas en menos tiempo y decidimos compartirlas contigo.

Estrategias que aplicamos para cerrar ventas en menos tiempo

Las siguientes estrategias son las que aplicamos para cerrar ventas en menos tiempo, las cuáles te recomendamos poner en práctica desde este mismo momento:

Iniciamos el proceso de ventas investigando las maneras de poder ayudar a nuestros prospectos

Generalmente los mejores vendedores establecen una manera de estar informados sobre las decisiones y acciones que llevan a cabo sus prospectos. En el caso de SmartProspect hacemos uso de herramientas como Google Alerts que nos envía información directamente a nuestra cuenta de correo electrónico acerca de temas específicos de la industria en que se encuentra el cliente.

Las notificaciones mencionadas incluyen señales claves de la economía donde reside el prospecto e indicadores de mercado, los cuáles indican si la empresa está abierta a cerrar negocios. Otra herramienta que utilizamos es LinkedIn, red a través de la cual recopilamos información sobre la persona con la que vamos a estar en contacto, de tal manera, que podemos conocer su trayectoria en el ámbito profesional y personal.

Recopilando toda esta información podemos posicionar el proceso de ventas como una solución para los problemas de esa empresa, haciendo que en nuestra primera reunión parezcamos más unos consultores que unos vendedores.

Hablamos directamente con las personas que toman las decisiones dentro de la empresa prospecto

Nuestro trabajo consiste en tratar de ponernos en contacto con la persona que se encarga de tomar las decisiones, como el CEO, el Presidente o vicepresidente de la empresa y la mejor manera de hacerlo es realizando una investigación acerca de la jerarquía corporativa de nuestro cliente; su página web es una buena fuente para encontrar esta información.

La finalidad de esta estrategia es intentar programar una llamada directamente con alguien responsable de la toma de decisiones, recuerda que todos los miembros de una empresa pueden decirte que no, pero hay uno solo que tiene la capacidad de decirte que sí.

Cuantificamos las consecuencias si nuestro cliente decide no contratar nuestros servicios

Una de las mejores maneras de generar urgencia en nuestro prospecto es demostrándole cuales son las consecuencias de no contratar nuestros servicios. Una vez que conseguimos cuantificar las implicaciones que tendría ignorar nuestra solución, los clientes logran comprender que no hay razón para esperar meses cuando pueden afrontar sus problemas hoy mismo.

No enviamos propuestas por correo electrónico ¡Eso ya no funciona!

Enviar una propuesta de negocio por correo electrónico no es una buena idea, al enviarla pierdes el control del proceso de ventas, porque no te aseguras de que tu prospecto lea tu correo electrónico y mucho menos que le dé seguimiento. Nuestro trabajo durante el proceso inicial de la venta es calificar a la empresa o persona con la que se está hablando, sin este control es imposible demostrar urgencia porque no puedes demostrar realmente el valor de tu producto o servicio.

Nos centramos en el proceso interno de ventas de SmartProspect

Nuestro equipo de ventas se basa con frecuencia en las metas y cuotas de mes en mes, las cuales son evaluadas cada trimestre, de esta forma, logramos medir la productividad del equipo de ventas y fomentamos un proceso más ágil y que este sea más unido. 

Una pregunta muy rápida!

Soy Javier, co-fundador de SmartProspect

¿Quieres probar SmartProspect?

Absolutamente todo incluido e ilimitado por 30 días  sin ningún compromiso.