fbpx

En SmartProspect hemos hecho todo lo posible constantemente para que nuestros vendedores sean expertos con las palabras, la fórmula para que esto fuera posible la encontramos en el speech de ventas. Es importante resaltar que no sólo se trata de una habilidad con la que se nace, se trata de práctica y puede mejorarse si sabemos cómo hacerlo.

Para cualquier empresa el speech de ventas es uno de los aspectos más importantes para alcanzar muchos éxitos, por esa razón decidimos explicarte cómo armamos nuestro speech de ventas para que se convirtiera en una herramienta completamente exitosa.

Que es un speech de ventas

La palabra «speech» en inglés significa discurso, pero en ventas la definimos como la dinámica conversacional que utilizamos para dirigirnos a los clientes. En SmartProspect comprendimos que un buen speech es el que hace la diferencia en una negociación, ya que por medio de este discurso, los vendedores han aumentado las probabilidades de recibir un sí.

No podemos negar que lograrlo nos llevó mucho tiempo de práctica, no se trata solamente de domar los nervios, hablar en público o ser convincentes, entendimos que se debe ir más allá y por esta razón, implementamos algunas técnicas para elaborar un buen speech de ventas.

Técnicas con la que armamos nuestro speech de ventas

Con estas técnicas que vamos a mencionarte, logramos armar nuestro discurso de ventas de la manera más exitosa y eficiente posible:

Conocemos nuestros productos y servicios

Cuando no conocemos bien el producto o servicio que vendemos, perjudicamos por completo el speech de ventas, por ello, cada vendedor se dedica actualmente a conocer cada una de las características de la oferta, también hace todo el esfuerzo por convencerse de su valor. En SmartProspect los vendedores son usuarios de los productos para que se familiaricen y así puedan contar adecuadamente acerca de sus ventajas.

Buscamos la interacción

Nuestra mejor manera de enganchar a un prospecto en nuestro discurso es incentivándolo a interactuar en la conversación, por lo tanto, lo provocamos y hacemos todo lo posible para que pregunte, participe y se despierte su interés. Para lograr esto somos muy interactivos y participativos en nuestro discurso de persuasión.

Insertamos historias en nuestro speech

Los vendedores de SmartProspect no sólo hablan sin parar acerca del producto o servicio, también tratan de introducir historias en su speech, de esta manera, terminan convenciendo mucho más que los que mantienen la regla del discurso solo enfocados en la venta. Estas historias frecuentemente, hacen que el prospecto se enganche y en muchas ocasiones que se sienta identificado.

Ofrecemos una prueba

Como todos saben, las pruebas son irresistibles, esto le resta importancia a si memorizamos el discurso por completo o contamos con trucos verbales que harán que el cliente concrete la venta. Para nosotros el verdadero secreto de todo está en la prueba, es decir, en darle la posibilidad al cliente de que pruebe el producto directamente; esta es la razón por la que debes buscar insertar las pruebas en el discurso de ventas.

Hacemos comparaciones

Contrario a lo que parece, no nos dedicamos a compararnos con nuestros competidores directos, tratamos de encontrar maneras positivas para que el cliente pueda relacionar los beneficios de los productos con algo que este posible cliente ya conoce. Todo esto nos ha ayudado a crear una perspectiva positiva de nuestros productos en la mente de los clientes y así les mostramos los beneficios de lo que ofrecemos.

El secreto de SmartProspect no sólo se basa en el discurso para convencer al cliente, también evitamos completamente precipitarnos en la oferta, interrumpir al cliente, hacer las preguntas equivocadas y más importante aún, somos siempre honestos con nuestros prospectos y clientes.